JOSÉ ÁLVAREZ VÉLEZ

 

FERNANDO SUÁREZ REGUERA (1966) / CONSTRUIR

 

 

Construir es fusionar arte y vida, ése sería el lema que a través de su obra parece mostrarnos mi paisano, el asturiano SUÁREZ REGUERA.

 

Erigir, desde y a partir del hierro, para huir y evitar lo efímero, lo perecedero, lo que nada más levantarse ya está cayéndose. Pero también nos propone un despliegue visual que no simula conciliar ni relacionar lo que no es. No son ficciones ni simulacros, son, por el contrario, materia en virtud de la cual se hace una cartografía que señala la plasticidad de unos hitos y la estética de unas referencias que se convierten en vehículos que necesitamos para conocer.

 

La escultura, en él, sobrepasa límites a fin de tender hacia espacios nuevos, lejanías, confines que podríamos habitar a través de la mirada, pero también tan cercanos como para escudriñarlos, tocarlos, interiorizar sus vivencias, comprenderlas. El misterio de estas edificaciones ahonda en nosotros y nosotros en él, nos cimentamos mutuamente y celebramos que ese ordenamiento responda a una realidad que está viva.

 

Y aunque aparentan sostenerse en el aire, lo es porque la superficie es toda y le sirve entera, completa, en aras a que la disposición articular se desarrolle mediante el imaginario que la fundamenta, una reflexión respecto a la no existencia de fronteras creativas y cosmogónicas.

Más

Pago seguro
© Instituto Internacional de Escultura